Inicio > Sin categoría > “Sopeishon”…

“Sopeishon”…

A mis espaldas está una rubia preciosa.

Sonríe de vez en cuando y tiene la mirada perdida.

De pronto, como puede se abre paso entre la multitud y se acerca hacia nosotros.

Habla con Eddie y le pregunta si se acuerda de ella

Eddie está un poco confundido y me dice en tono de broma.

“voy a aparecer sin un riñón”.

La rubia voltea constantes veces a mirar a su amiga,

le guiña el ojo y levanta el pulgar en señal de triunfo.

Entonces es que descubrimos su treta

avanza diciendo que conoce a la gente para ir colándose

es obvio que todos queremos verle hasta los mocos a Tom Yorke

y ella así logra su cometido.

Momentos después ya está delante de Eddie y se cubre con mi capa de la lluvia.

entabla conversación con otros asistentes

Jennifer y Omar le ofrecen Maruchán.

La gringa no entiende qué es eso y pregunta qué es

a lo que responde Omar con sorna: “sopeishon”.

Carcajadas generales.

Huele mal, dice la rubia que aunque habla español, hay palabras que no domina.

Omar le ofrece una cucharada y ella con desconfianza prueba el manjar.

Es el equivalente a la carne de los jodidos le explicamos todos.

Y cuando la güera prueba el bocado hay un gesto de festejo de parte de todos,

el grito de ¡eeeeehhh!, no se deja esperar y yo le grito a la güera…

¡Sopeishon!

De nuevo las carcajadas.

Faltan aún minutos para que salga la banda y le hemos perdido la pista.

La gringa consiguió su cometido y para lograrlo tuvo que haber degustado una cucharada de esa horrenda y maloliente pasta.

Un sacrificio que le valió para avanzar hasta el frente.

Cuando termina el recital nadie se acuerda de ella

Omar nos acompaña a la salida y nos despedimos con perfiles de facebook intercambiados.

Hay que llegar al hostal a dormir dos horas

y estar de madrugada en el aeropuerto

para volar de vuelta a la realidad

Para extrañar a Eddie y a Dafne.

A  Jesús, a Esteban, a Carmen

A Ramiro, a Tania

a Guido, a Jennifer, a Joswald

a Don…

Al centro Histórico y al Hostal Regina

al intercambio de culturas que se une bajo la música el alcohol y el hashis.

A la rubia preciosa que desapareció luego de comer maruchán…

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: